in

Di no a la tecnología en el dormitorio y duerme mejor por la noche

Woman using smartphone in bed

Un reloj despertador, fotos (fotografías reales en un marco), un libro y tal vez incluso un vaso de agua. Hubo un tiempo en que estos eran los únicos artículos que podías encontrar en una mesita de noche al lado de una cama. Hoy encuentras celulares, tablets, audífonos y cargadores.

Nuestros dispositivos móviles se han convertido en una parte tan importante de nuestra vida diaria que ha llegado al punto en que puede ser difícil dejarlos o incluso estar sin ellos durante largos períodos de tiempo. Llevar estos dispositivos al dormitorio solo empeora el problema porque la ciencia dice que la tecnología afecta nuestro sueño.

El sueño puede parecer un concepto tan rudimentario, pero es importante darse cuenta de que el sueño juega un papel clave en la promoción de la buena salud y el bienestar general a lo largo de la vida. Dormir lo suficiente puede fortalecer nuestra salud mental y física. De hecho, según el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre, los adultos mayores de 18 años deben dormir al menos entre 7 y 8 horas al día.

Nuestra calidad de sueño es igualmente importante. La forma en que nos sentimos cuando estamos despiertos depende de lo que sucede mientras dormimos. Las investigaciones sugieren que el uso de la tecnología a última hora de la noche, cuando debería estar durmiendo, tiene efectos negativos tanto en la cantidad como en la calidad del sueño y le impide ser el mejor “usted” posible.

Cómo los teléfonos inteligentes y las pantallas azules afectan tu sueño

Muchas encuestas muestran que una gran cantidad de estadounidenses han reconocido usar dispositivos electrónicos al menos algunas noches a la semana y mucho menos de una hora antes de acostarse. Estas personas exponen sus ojos a una corriente de fotones, que envía un mensaje al cerebro para que se mantenga despierto. El cerebro responde a este mensaje porque la luz azul que emiten todos los celulares, tabletas, computadoras y televisores impide la producción de melatonina. Esta es la hormona que controla tu ciclo interno y le dice a tu cuerpo cuándo dormir y cuándo permanecer despierto. La falta de melatonina hace que sea más difícil conciliar el sueño.

Luego están las temidas alertas a las 2 am. Sí, todos hemos tenido que lidiar con eso en algún momento. Alguien o algo te envía un correo electrónico, un mensaje de texto o una actualización a altas horas de la noche y ahora estás de regreso donde empezaste. El hecho de que los dispositivos no se utilicen no significa que no puedan ser disruptivos.

Los niños son probablemente un motivo de mayor preocupación, ya que necesitan dormir más, de hecho, entre 9 y 12 horas al día, según la Fundación Nacional del Sueño (NSF). Una encuesta de la NSF sugiere que el 72 % de los niños de entre 6 y 17 años duermen con al menos un dispositivo electrónico en su dormitorio. La calidad de su sueño es importante porque se encuentran en las primeras etapas de su desarrollo. Sin mencionar el hecho de que están en la escuela y deben dormir bien si quieren rendir al máximo nivel. Los niños no pueden darse el lujo de privarse del sueño a una edad tan temprana debido a la tecnología y los dispositivos electrónicos no regulados que los rodean.

¿Cuántas horas necesitamos? Según la Fundación Nacional del Sueño:

  • Recién nacidos: 14 a 17 horas
  • Infantes: 14 a 15 horas
  • Niños pequeños 1-2: 11 a 14 horas
  • Preescolares 3-5: 10 a 13 horas
  • Niños en edad escolar 6-13: 9 a 11 horas
  • Adolescentes 14-17: 8 a 10 horas
  • Adultos jóvenes 18-25: 7 a 9 horas
  • Adultos 26-64: 7 a 9 horas
  • Adultos mayores 65+: 7 a 8 horas

Consejos para dormir mejor

Si está realmente comprometido con lograr la salud mental/física y mejorar su calidad de vida, debe estar dispuesto a limitar la cantidad de tiempo que pasa en estos dispositivos y priorizar el sueño. Se recomienda que apague las pantallas a una hora razonable, digamos a las 9 p. m., y que se dé por lo menos una hora antes de irse a la cama para facilitar la transición. Para evitar rascarse la picazón electrónica, haga un esfuerzo adicional y mantenga sus dispositivos fuera del dormitorio o al menos fuera de su proximidad inmediata. Estas reglas también deberían aplicarse a sus hijos. Los padres deben optar por predicar con el ejemplo y regular el uso nocturno de la tecnología por parte de sus hijos.

What do you think?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

apple watch health

Cómo usar el seguimiento del estado físico de Apple Watch

how to cancel hulu subscription 4173750 f62932250c8d4c83b11fd80ccc311a90

Cómo cancelar su suscripción a Hulu